martes, 17 de junio de 2014

Al sentirme gaviota.

No sé si el destino
quizás el azar
a mi te hizo llegar
vestido de dulce caballero.

Nos prometimos amarnos hasta luna
viviendo entre las nubes blancas
respirando aires de amor
en un mundo solo de los dos.

De tu mano caminé
conocí parajes de ensueño
embriagados de paz
musicados por las olas del mar.

Al sentirme gaviota
decidí volar
a pesar de la lejanía
siempre te voy amar.
Magda Lluna
©Derechos reservados

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada